El golf si es deporte y sus beneficios para la salud

Practica golf

El golf es ese deporte que algunos se empeñan en decir que no lo es. No lo sabrás si no lo practicas y, en mi opinión, como mínimo, deberías probarlo.

Recuerdo cuando yo empecé a jugar, allá por 2003. Llevaba unos años sin hacer deporte alguno, mi trabajo de oficina me hizo subir de peso enormemente. Un amigo mío me comentó la posibilidad de acompañarle, la idea me pareció extraordinaria. Mi único contacto con este deporte había sido a través de las consolas, siendo un juego que me llamaba mucho la atención.

Aprendiendo

Cuando comienzas a jugar, la verdad, es un poco deprimente, un montón de movimientos que aprender y no le sacas el jugo. Bastante tienes con conseguir dar bien a la bola. El esfuerzo es terrible, muchas veces haces movimientos malos y cuando llegas a casa te duele todo. Pero, al final, siempre das un golpe que te hace volver, porque el juego te engancha.

Por una parte está el contacto con la naturaleza, el silencio y la paz que te da estar allí. Por otra lado, la relación que tienes con el juego, el campo es el rival a batir. Una vez que has aprendido lo suficiente para salir a jugar, porque antes deberás de conseguir dar más o menos bien los golpes, de lo contrario, los jugadores que vienen detrás de ti en el campo se enojarán, date cuenta que no estás capacitado para llevar un ritmo aceptable. Debes saber que el juego tiene que llevar un ritmo, imagina si haces esperar diez minutos a los demás, sería una mala acción, siempre estaré de acuerdo con un “no al juego lento”.

Conozco amigos que, por su impaciencia, recorrieron el campo conmigo, sin apenas aprender y volvieron a casa llenos de dolor, por aquello de las malas posturas y no saber. Eso produce frustración y muchas veces te mermará fisicamente pudiendo no acabar el recoorrido. Curiosamente este tipo de gente es la que sostiene que el golf no es un deporte.

Mi historia con el juego

Como dije anteriormente, aquel amigo me llevó a un campo y trato de enseñarme lo básico. Aprender se hace tedioso, no poder disfrutar en el mismo campo, cuando lo tienes tan cerca, es así, la zona de practicas es tu aliado, más tarde lo comprenderás.

En mi caso, empecé por campos pequeños, de nueve hoyos, lo que se llaman “pares tres”, hoyos cortos. Mejorarán tu juego en los alrededores del green (donde está la bandera y el hoyo). Al principio esto te bastará para alternar con el campo de practicas y no sentirte un inutil, porque el juego no es fácil y necesitarás de tiempo para aprender.

golfPasada la época de jugar en campo pequeño llegó mi paso a los grandes campos de 18 hoyos, que largo se hacía. Todavía quedaban golpes y casí no te quedaban fuerzas. Es entonces cuando empiezas a disfrutar, aquí ya puedes utilizar todos los palos que llevas en la bolsa, calcular las distancias y preveer las caídas, es enormemente satisfactorio cuando empiezas a jugar bien.

En una determinada época de mi vida, el golf se me prescribió como remedio a una patología de ansiedad, seis meses estuve jugando, con pocas ganas si, pero no me digas que no es interesante que tu médico te recomiende seguir jugando.

Partidos y partidas

Existen momentos en los que juegas partidos en los que el silencio es tu compañero, competiciones en las que se requiere gran nivel de concentración. Cuando empiezas a competir, es otro mundo. Sin embargo también existen las partidas sociales, como yo las llamo. Son esas partidas que juegas con los amigos en las que el resultado es lo de menos, lo realmente importante es entablar una charla en el campo, mientras golpeas la bola. Existe mucha gente que va al campo a hacer ejercicio, por el simple hecho de realizar una actividad que conlleva muchos beneficios para tu salud.

Cuando juegas al #golf, solo piensas en #golf Clic para tuitear

Beneficios del golf en la salud

  • Desestresante, el mal de nuestro siglo, jugando al golf, bastante tienes de preocuparte por dar a la bola, no podrás pensar en nada más que ello.
  •  Mantendrás tus músculos en buen estado, tus huesos también se benefician del aire libre. Caminarás por terreno irregular alrededor de 7 u 8 kilómetros por ronda.
  • Proteje contra problemas cardiovasculares. La hipertensión, uno de los males de la mayoría de los hombres, a partir de cierta edad, y el sedentarismo.
  • Mejora tu concentración, la capacidad de valorar cada situación que se te presenta, activará tu cerebro.
  • Ejercicio de baja intensidad pero no menos importante, al mantener tus articulaciones elásticas, la edad no será problema.
  • Socializar. En una vida cada vez más conectada electronicamente, nos sentará bien el relacionarnos con otra gente. Prueba a jugar en partidos donde no conoces a nadie.

TIP: Por si no lo sabías. Se mueven 124 músculos al hacer el movimiento del “swing”, unos cuantos digo yo. Esto es para quien dice que no es deporte.

Recomendaciones y conclusiones

Si tienes demasiado trabajo, te encuentras bajo de forma y no deseas complicarte mucho con los deportes, esta es una opción muy buena. Una vez que comiences a jugar, posiblemente, ya nunca lo dejes.

Siempre que hagas ejercicio te recomiendo que lleves en tu bolsa algo para comer. Y, sobre todo, una bebida rehidratante, a pesar de lo que pienses, el agua no es suficiente. Toma bebidas específicas para deporte y complementa con elementos para nutrición deportiva, puedes ver mi post aquí que trata sobre este asunto.

Este soy yo el año pasado, prueba el golf, seguro que repites.

Sírvete dejar tus comentarios, son bien apreciados.

PD. Dedicado a esos amigos y compañeros de partido.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *